NOTICIAS

De boca en boca, el prestigio

de-boca-en-boca-el-prestigio
La Habana, 2 abr (Prensa Latina) Aunque la Covid-19 se ha ensañado con los indicadores de cualquier gestión humana, hay lugares como el Centro Nacional de Estomatología —adscrito a la Clínica Central Cira García— que defienden, a bata blanca y espada, la atención a sus pacientes.
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on email

Con 57 años de experiencia, el doctor Ángel Felipe Alfonso, director de la institución, relató orgulloso cómo a pesar de los efectos de la pandemia no han dejado de recibir a pacientes europeos, particularmente españoles.

Son habituales los miembros del cuerpo diplomático, turistas, empresarios extranjeros y cubanos de firmas internacionales, pero otros amigos distantes, que han puesto cada diente bajo custodia perenne del Centro, no dejan de acercarse. “Llega el momento —afirmó el doctor— en que simplemente llaman a su médico y le piden un turno. ¡Esa fidelidad nos satisface!”.

Sentada a su lado en la casona del reparto Kohly, donde radica el centro, la doctora Karen Gutiérrez, jefa del Departamento de Estomatología General Integral, agregó que tan pronto se reanudaron en Cuba los vuelos internacionales, pacientes de Canadá y Bahamas tomaron alguno con destino a… la clínica.

“En noviembre de 2020 —refirió— recibimos a muchos, lo que nos aseguró buenos resultados, mientras que los extranjeros residentes en el país no dejaron de venir”.

El prestigio de la clínica ha corrido, literalmente, de boca en boca: en 2018 atendieron allí a personas procedentes de más de cien nacionalidades.

Canadienses, bahamenses, estadounidenses y franceses son los ciudadanos más recurrentes, pero llegan otros muchos europeos. Algunos vinieron desde la muy particular Islandia.

Consciente del desafío, la clínica se ha lanzado a la conquista de un mercado primermundista que dispone de elementos para comparar, tanto las tarifas como la calidad.

“Cuba tiene una marca: ¡la salud! He visto en el extranjero a profesionales que en su tarjeta se identifican como médicos cubanos porque nuestro país es garantía de un excelente capital humano, y eso interesa a los pacientes”, contó, con el aval de mil anécdotas, la doctora Gutiérrez.

UN TURISMO SONRIENTE

Aunque la instalación atesora décadas de trabajo, el capítulo de turismo de salud comenzó en enero de 2016, cuando se decidió otorgar a su gestión los perfiles actuales.

Así se integraron a la Clínica Central Cira García. “Se compró equipamiento de mayores prestaciones y a finales de año habíamos recuperado la inversión hecha en enero”, recuerda el doctor Felipe.

Antes solo brindaban tratamientos de estética y prótesis, pero no de implantología —su producto líder actual—, y los servicios de ortodoncia, periodoncia y cirugía eran ofrecidos por colaboradores. Tras la fusión, trabajan los 365 días del año en todas las áreas estomatológicas.

Sus 11 profesionales, con dos décadas de experiencia como promedio, son másteres en Ciencias y especialistas, imparten docencia, dominan el idioma inglés y, en ciertos casos, el francés.

El colectivo alcanzó la categoría de Referencia Nacional para los servicios médicos y sostiene un intenso duelo contra el bloqueo a Cuba: mientras el Gobierno estadounidense persigue cada acreditación que reciben, estos estomatólogos consiguen otra, a puro afecto con el paciente.

Por otra parte, a tal punto son celosos de la ética que a veces, si es necesario, aconsejan al visitante no hacerse un tratamiento que, si bien pudiera sumar fondos al centro, a la larga no sería la solución al problema de salud. Pese al esquema económico, lo que más interesa es aquello que sea provechoso para el paciente.

Asimismo, la clínica destaca por su rapidez y eficacia. En apenas tres días la persona puede recibir el implante, tratamiento que evidencia un porcentaje de rechazo “de otro planeta”: menos de uno por cada cien casos.

“Nuestra satisfacción es contribuir a la economía del país, aportar para la compra de medicamentos, la alimentación, el combustible… Estamos orgullosos de ayudar”, confesó el director.

Hay historias curiosas como la de un amigo bahamés que en principio dudó de la recomendación de un proceder, pero acabó aceptándola y luego —implante mediante— terminó feliz, haciéndose selfies con sus doctores. A cada rato regresa y se sienta en el vestíbulo. Dice que solo ha venido a conversar, pero es más dable creer que viene a mostrar la sonrisa nueva que aquí recibió.

(Tomado de Prisma)

NOTAS RELACIONADAS
NOTAS RELACIONADAS
Agencias de noticias y medios digitales
nombre generico prensa latina

| Envía SMS al 8100 con el texto PL
Mantente informado con 4 mensajes x 25 cup

© 2016-2021 Agencia Informativa Latinoamericana S.A.

Radio – Televisión – Publicaciones impresas y digitales.
Todos los derechos reservados.

Calle E # 454 esq. 19, Vedado, La Habana, Cuba.
Teléf: (+53) 7 838 3496, (+53) 7 838 3497, (+53) 7 838 3498, (+53) 7 838 3499
Prensa Latina © 2021 .

Sitio diseñado y desarrollado por el Departamento de Desarrollo de la Dirección Técnica de Prensa Latina.

EDICIONES