NOTICIAS

Acusan a Frente de Tigray de prolongar beligerancia en Etiopía

Addis Abeba, 30 jun (Prensa Latina) El gobierno de Etiopía acusó hoy al Frente de Liberación Popular de Tigray (TPLF) de continuar su beligerancia para desestabilizar el orden constitucional y destruir la paz nacional.

Aunque las autoridades manifiestan disposición para resolver la situación en el norte del país, el grupo realiza movilizaciones para otra guerra devastadora, que interrumpirá los próximos trabajos agrícolas y causará grandes desastres, denunció el portavoz gubernamental, Legesse Tulu.

No renuncia a sus intenciones de destruir la nación y, además de promover otra conflagración, retiene la ayuda del gobierno y varias instituciones a los necesitados en Tigray y la desvía para los integrantes del TPLF (siglas en inglés), señaló durante una conferencia de prensa.

De los siete mil camiones enviados con productos de primera necesidad a Mekele, capital de ese estado, más de dos mil no regresaron, dijo Tulu, quien exteriorizó su suposición de que las tropas tigriñas los secuestraron para ejecutar maniobras militares.

Está utilizándolos para transportar soldados y la logística, pero como si eso no afectara a miles de ciudadanos, en uno de sus movimientos enfocados contra la paz, el Frente también bloqueó recientemente los vuelos humanitarios con destino a Mekele, reveló.

Asimismo, el vocero informó que fuerzas federales y regionales mantienen una operación contra Shene, grupo al cual culpan de la reciente masacre de alrededor de 300 civiles, la mayoría niños y mujeres, en Gimbi, ciudad occidental del estado de Oromía.

Ese, subrayó, es un ejemplo de atrocidades que cometen organizaciones terroristas patrocinadas por enemigos históricos del país, y también la violencia desplegada en la región de Gambella, liderada por el Ejército de Liberación Oromo (OLA).

Las agresiones son intensas y provienen desde diferentes direcciones, pero el gobierno adopta medidas continuamente para aplicar la ley, detener a esos grupos, proteger las comunidades y garantizar la paz en todas las regiones, aseguró.

Desde el pasado año, el OLA es aliado formal del TPLF, organización que atacó al Comando Norte del Ejército Federal en noviembre de 2020 y contra la cual el gobierno etíope sostiene un enfrentamiento armado.

Sobre Shene, facción formada dentro del OLA, pesan acusaciones por diferentes delitos. En mayo de 2021, la Cámara de Representantes del Pueblo (Parlamento) la declaró organización terrorista, al igual que al TPLF (siglas en inglés).

mv/raj

NOTAS RELACIONADAS
NOTAS RELACIONADAS
EDICIONES