NOTICIAS

Intercambio de prisioneros de Rusia y EEUU no debe ser bajo presión

Cancillería-de-Rusia
Moscú, 11 ago (Prensa Latina) El subdirector del Departamento de Información y Prensa de la cancillería, Iván Necháyev, manifestó hoy que las negociaciones para el intercambio de presos entre Rusia y Estados Unidos no debe ser bajo presión.

«Les aconsejamos que abandonen los intentos inútiles de presionarnos y les instamos a que se centren en el trabajo práctico a través de los canales establecidos. Simplemente, no funcionará de otra manera», manifestó el diplomático ante los intentos de Washington de transgredir los mecanismos establecidos para estos fines.

En declaraciones a la prensa Necháyev reiteró el llamamiento de Moscú a las autoridades estadounidenses «para no especular sobre un asunto delicado que afecta a los destinos de personas concretas».

Asimismo, añadió que los organismos autorizados de las naciones conversan sobre la posibilidad de intercambiar ciudadanos encarcelados de ambos países.

Al respecto, el funcionario recordó que el 5 de agosto el ministro de Asuntos Exteriores de Rusia, Serguéi Lavrov, confirmó la disposición de la parte rusa de discutir este problema, solo en el marco del canal acordado por los presidentes Vladimir Putin y Joe Biden.

«Las autoridades competentes recibieron instrucciones para negociar. Las conversaciones se están llevando a cabo», resumió el diplomático.

Según declaraciones anteriores de ambas partes los ciudadanos involucrados en el canje son la basquetbolista Brittney Griner, dos veces medallista de oro olímpica, detenida en un aeropuerto de Moscú el 18 de febrero, por tener en su equipaje cartuchos para vapear con aceite de cannabis en su equipaje.

Tras el incidente se abrió una causa penal en su contra por contrabando de estupefacientes; Griner fue condenada el pasado 4 de agosto por un tribunal ruso a nueve años de prisión.

La deportista de 31 años estuvo jugando en el club de baloncesto ruso UMMC Ekaterinburg y durante la temporada baja en la Asociación Nacional de Baloncesto Femenino de Estados Unidos.

Por su parte, Paul Whelan, quien además de ser estadounidense también es ciudadano de Canadá, Irlanda y el Reino Unido, fue arrestado en Rusia en diciembre de 2018 por cargos de espionaje. Un tribunal de Moscú lo condenó a 16 años.

Mientras que Víctor Bout es un empresario ruso señalado por tráfico de armas, el cual cumple una condena de 25 años en una prisión estadounidense, acusado de conspirar para matar a ciudadanos de ese país y de apoyar el terrorismo.

mem/odf

NOTAS RELACIONADAS
NOTAS RELACIONADAS
EDICIONES