NOTICIAS

Violencia en México no altera gobernabilidad ni estabilidad

violencia-en-mexico-no-altera-gobernabilidad-ni-estabilidad
Ciudad de México, 16 ago (Prensa Latina) Una inusitada violencia en los últimos días en algunos estados del norte de México, principalmente Baja california, Guanajuato y Jalisco, no altera la gobernabilidad del país.

El asunto radica en que por vez primera en lo que va de este gobierno, la violencia del crimen organizado desborda sus campos tradicionales de batallas campales entre grupos delincuenciales y afecta a la población.

Como explicó el subsecretario de Seguridad Pública, Ricardo Mejía, los cárteles que se masacran entre sí por disputas territoriales, realizaron acciones de represalia contra gente inocente como una expresión de su capacidad de ocasionar terror.

Mejía insistió en que esos grupos buscan generar impacto social y propaganda criminal para provocar sicosis entre la sociedad, ante su disminuida capacidad, pero la respuesta es fuerte.

Ayer sesionó el Gabinete de Seguridad precisamente para tratar ese brote de violencia que ocasionó muertes en la población, incendio de vehículos civiles y de negocios de convivencia, con lo cual alteró el orden en esos estados.

Dichas acciones sirven de base a una campaña mediática, pero en especial en las redes y entre la población, para dar una idea de que el país ingresó en un período de ingobernabilidad, muy lejos de ser real, según analistas.

Por el contrario, las fuerzas del orden, en una acción concertada de coherencia y responsabilidad, demostraron que el estado garantiza la seguridad de la población.

También que existe una estrategia que funciona con resultados en la disminución de delitos de impacto, y esa es precisamente una de las causas de los hechos.

Esa fue la principal conclusión de la reunión de ayer del Gabinete de Seguridad integrado por los secretarios de Gobernación, Adán Augusto López, de la Defensa, Luis Cresencio, de Marina, José Rafael Ojeda, de Seguridad y Protección Ciudadana, Rosa Icela Rodríguez, el jefe de la Guardia Nacional, Luis Rodríguez, y el subsecretario Mejía.

La eficacia de esa política de enfrentamiento a la violencia desde ángulos muy diferentes a gobiernos anteriores que la exacerbaban, se observa en los resultados de estos episodios en el norte con 36 personas detenidas hasta el momento.

Contrario a lo que tratan de hacer creer grupos de oposición, también demuestran que hay una estrategia de seguridad que da resultados, como explicó el secretario de Gobernación, Adán Augusto López, en la reunión del gabinete.

Muestra de ello es la clara tendencia a la baja en la incidencia delictiva de alto impacto.

La secretaria de Seguridad y Protección Ciudadana, Rosa Icela Rodríguez, avaló esos criterios y reiteró que en el país hay gobernabilidad, estabilidad y se trabaja en coordinación con gobernadores estatales para garantizar la paz.

Como dijo el secretario de la Defensa Nacional, Luis Cresencio, un punto fundamental de la Estrategia Nacional de Seguridad es la creación de la Guardia Nacional, una fuerza con presencia territorial que no existía en el país, la cual contribuye a debilitar los mandos de los cárteles.

Ese cuerpo es desplegado en estos días en Ciudad Juárez y otros escenarios del norte junto con contingentes del Ejército como parte de una Fuerza de Tarea Conjunta. Como resultado de esa coordinación se detuvieron en los últimos seis meses 451 delincuentes, muchos de ellos mandos del crimen organizado.

El presidente Andrés Manuel López Obrador insiste en erradicar las causas sociales de la violencia.

Reiteró que esos brotes de violencia confirman que lo fundamental es crear empleo, bienestar, salud, atención a los jóvenes y beneficios generales a la población más humilde para privar al crimen organizado de sus bases de reclutamiento.

acl/lma

NOTAS RELACIONADAS
NOTAS RELACIONADAS
EDICIONES