NOTICIAS

Gobierno chino respalda recuperación tras inundaciones repentinas

Beijing, 19 ago (Prensa Latina) El gobierno de China destinó hoy más 7,3 millones de dólares a la recuperación de las comunidades montañosas de la provincia de Qinghai (noroeste) que sufrieron inundaciones repentinas con saldo de al menos 17 muertos.

Los fondos respaldarán la reparación de la infraestructura pública y las mil 517 casas dañadas, la reubicación de los seis mil 245 damnificados y la búsqueda de las 16 personas aun desaparecidas.

Según las autoridades locales, las riadas de este jueves fueron más destructivas en el condado de Datong porque el suelo está sobresaturado y junto al agua se desplazó desde las montañas una gran cantidad de lodo, rocas y piedras.

Los sedimentos sólidos causaron el desborde de ríos y, como consecuencia, destrozaron al menos dos edificios completos, otras viviendas, varias carreteras y puentes.

En las últimas horas, los rescatistas hallaron con vida a 20 personas y buscan a los demás desaparecidos.

Las riadas ocurrieron al amanecer luego de horas de aguaceros torrenciales y el gobierno local movilizó a más de dos mil profesionales y 160 vehículos en las operaciones de búsqueda y rescate.

China tiene bajo alerta a Beijing, Tianjin, Hebei, Shanxi, Mongolia Interior, Liaoning, Heilongjiang, Shaanxi y Gansu –todas en el norte-porque las lluvias pueden desencadenar inundaciones, torrentes de montaña y deslaves.

Al mismo tiempo afronta la peor sequía en décadas en provincias del centro-sur con múltiples ríos secos, incluido muchas secciones del Yangtsé, el más largo del país y Asia.

Ese fenómeno afecta a millones de personas y amenaza tanto a los cultivos de otoño como el rendimiento del ganado, el servicio electroenergético y el turismo.

Demarcaciones como Anhui y Hubei recurren a la siembra de nubes, mientras el Gobierno empezó con la descarga controlada de agua en los cursos altos y medios del Yangtsé para garantizar el suministro del líquido a los territorios ubicados más abajo.

La municipalidad de Chongqing es una de las más golpeadas por temperaturas de hasta 44 grados Celsius, la falta de precipitaciones y la sequía en el Yangtsé, y su situación se complicó desde el miércoles con dos incendios en un área urbana.

mem/ymr

NOTAS RELACIONADAS
NOTAS RELACIONADAS
EDICIONES