viernes 19 de abril de 2024
Search
Close this search box.

Plantean interpelación parlamentaria a ministro del Interior de Perú

Lima, 8 feb (Prensa Latina) Un cerco político y mediático en torno al ministro peruano del Interior, Víctor Torres, se estrechó hoy con una moción de interpelación parlamentaria que conlleva la posibilidad de dar paso a su censura o virtual destitución.

La iniciativa, presentada por 19 legisladores, fue promovida por la congresista Kira Alcarraz, del grupo Podemos, cuestiona el desempeño y la idoneidad de Torres y será debatida en marzo, cuando termine el actual receso del pleno congresal.

Plantea el problema de la inseguridad ciudadana, las dudas sobre la eficacia del estado de emergencia decretado en varios distritos de Lima y provincias y el retiro de quien fuera comandante general de la Policía Nacional, general Jorge Angulo.

Angulo ha apelado al Poder Judicial para ser repuesto en el cargo y acusa al ministro de intervenir indebidamente en los ascensos y retiros de altos oficiales de la Policía, de lo que dice que tiene pruebas. El Ministerio Público investiga el asunto.

La moción consigna 17 pregunas sobre hechos registrados durante la gestión de Torres, las operaciones y los objetivos alcanzados bajo su mando y la investigación del asesinato de 12 trabajadores mineros a manos de delincuentes en la norteña región de La Libertad.

En el cuestionario figura la agresión a la presidenta Dina Boluarte en la región surandina de Ayacucho, donde fue halada de los cabellos por la viuda de uno de los 50 muertos en protestas contra el ascenso de Boluarte a la presidencia, en diciembre de 2022.

Ese incidente fue invocado por el Gobierno para destituir a Angulo, cuyo abogado declaró hoy que su cliente solo quiere ser repuesto en el cargo para ser reivindicado y después renunciaar.

Ante preguntas sobre su posible dimisión y las duras críticas políticas y mediáticas que lo asedian, Torres declaró el martes último que “en los tiempos difíciles uno tiene que ser fuerte; renunciar sería un acto de cobardía”.

“Ningún ministro se aferra al cargo. Este es un cargo de la alta confianza de la presidenta de la República y una persona, cualquier persona es responsable cuando un juez así lo determine”, comentó al repecto el primer ministro, Alberto Otárola.

Agregó que el Gobierno acatará lo que el Poder Judicial dictamine, en obvia alusión a la controversia entre Torres y Angulo.

ro/mrs

MINUTO A MINUTO
relacionadas
EDICIONES PRENSA LATINA