martes 21 de mayo de 2024
Search
Close this search box.

Horas confusas en Cataluña, pulseo político en España

Madrid, 14 may (Prensa Latina) Cataluña vive hoy horas confusas después de las elecciones regionales, con un ganador indiscutible, el socialista Salvador Illa, y el pulseo político que toca a España.

Illa es realmente el único candidato con posibilidades de formar gobierno, con un abanico que pasa desde el apoyo de Esquerra Republicada por Catalunya (ERC) con los Comunes Sumar, hasta la abstención de estos y formaciones de la derecha.

Sin embargo, con cierta sorpresa apareció en escena Carles Puigdemont, prófugo de la justicia, líder del fracasado Procés de 2017 que intentó la secesión de Cataluña de España.

Aunque en el exilio desde entonces, el líder del independentista partido Junts per Catalunya (Jx Cat), de derecha, se presenta ahora como alternativa si logra el respaldo de ERC o dan un paso al costado otras fuerzas minoritarias.

Si bien es una alternativa que analistas califican de disparatada, Puigdemont apunta en varias direcciones, la primera recuperar protagonismo y enterrar su promesa de que no seguiría en política de no ganar las elecciones.

ERC, en todo caso, aseguró que se iría a la oposición, el crecido Partido Popular (PP), conservador, que no daría un cheque en blanco a Illa, y en contra de todas las posibilidades, la extrema derecha de Vox.

Queda abierta la escena para una repetición electoral, algo que, según expertos, sólo beneficiaría eventualmente a Junts.

Cataluña, entre los vientos de izquierda, independentistas, moderados o de extrema derecha, marca el epicentro de la política de España por su importancia en la gobernabilidad de la coalición que lidera el jefe del Ejecutivo nacional, Pedro Sánchez.

Aunque en votos y escaños, Illa, muy cercano a Sánchez, es el gran triunfador de los comicios, sigue tiene mayorías claras para formar gobierno y comienza una andadura complicada de negociaciones.

Los resultados refrendaron el proyecto del exministro de Sanidad, castigaron al vigente partido dominante en la administración, Esquerra Republicana Catalunya (ERC) y dejaron en segundo puesto a Junts.

El balance de la cita con las urnas en Cataluña deja también otras lecturas, como una reticencia de la mayoría del electorado a convalidar la causa del separatismo, y el ascenso del PP en busca de un equilibrio de fuerzas.

Otras claves apuntan a que un pacto del PSC de Illa con Junts, de momento se antoja distante, aunque no imposible. Están en las antípodas ideológicas, pero llegaron a arreglos para la investidura de Sánchez.

mem/ft

MINUTO A MINUTO
relacionadas
EDICIONES PRENSA LATINA
Copy link