domingo 21 de abril de 2024
Search
Close this search box.

Gobierno francés precisa medidas ante cólera de agricultores

París, 21 feb (Prensa Latina) El primer ministro francés, Gabriel Attal, detalló hoy las medidas con las que el gobierno busca calmar el malestar de los agricultores, prometiendo que el sector estará entre los intereses fundamentales de la nación.

En medio de una creciente presión de los sindicatos del campo y a solo tres días del comienzo aquí del Salón de la Agricultura, el jefe del Palacio de Matignon abordó en una rueda de prensa el fortalecimiento de la legislación, la exoneración de cotizaciones, la simplificación de trámites y el combate a la competencia desleal entre las prioridades.

No les mentiremos y no les traicionaremos, los agricultores quieren ver para creer, afirmó en un contexto tenso, en el cual el gremio amenaza con volver a la movilización general con sus reclamos, si no se dan respuestas concretas para el Salón, previsto en el recinto ferial de la parisina Puerta de Versalles del 24 de febrero al 3 de marzo.

Durante la segunda mitad de enero los trabajadores del campo pusieron en jaque al gobierno con un movimiento que incluyó el bloqueo de autopistas con tractores en demanda de mejor remuneración, menos burocracia y protección frente a la competencia desleal y las desigualdades en las relaciones comerciales.

También exigieron la atenuación de normas ambientales europeas, que consideran muy severas y negativas para su labor, protestas que generaron tres paquetes de medidas anunciados por Attal, acciones que los sindicatos estiman que avanzan lentamente, por lo que desde el fin de semana algunos han vuelto a manifestarse.

El primer ministro señaló este miércoles que la nueva ley de Agricultura, la cual se presentará en los próximos días, colocará el sector al nivel de prioridades como la seguridad nacional y adelantó que se actualizará la norma Egalim, destinada a proteger a los campesinos en los vínculos comerciales.

Al respecto, el ministro de Economía y Finanzas, Bruno Le Maire, aseveró que el gobierno será implacable con el tema del fraude en el origen de los productos y precisó que se realizaron 10 mil controles a un millar de establecimientos, con 372 de ellos que no respetan lo establecido en Egalim.

Attal informó además que Francia cambiará el indicador para medir el uso de pesticidas, declarará la producción agrícola “en tensión” para permitir que vengan trabajadores extranjeros estacionales, la movilización de 150 millones de euros para apoyar a los criadores y el aumento de préstamos bancarios a viticultores en Occitania.

En cuanto a la competencia desleal, reiteró la postura del presidente Emmanuel Macron de rechazar el Acuerdo de Libre Comercio entre la Unión Europea (UE) y el Mercado Común del Sur (Mercosur) y mencionó la prohibición de importar productos tratados con neonicotinoides, una familia de insecticidas que desde el 2020 no puede emplearse en los 27 países de la UE.

oda/wmr

MINUTO A MINUTO
relacionadas
EDICIONES PRENSA LATINA