Prensa Latina, La Agencia

jueves 29 de febrero de 2024
Search
Close this search box.

Bolivia envía ayuda humanitaria para damnificados en Chile

La Paz, 10 feb (Prensa Latina) Bolivia envió hoy 70 toneladas de ayuda humanitaria a Chile para socorrer a los damnificados por los incendios forestales en Viña del Mar, aseguró la ministra de Relaciones Exteriores, Celinda Sosa.

“Nuestro Gobierno gestionó y aprobó el decreto 5116, que tiene como objetivo autorizar la donación de alimentos a la hermana República de Chile, afectada por los incendios forestales”, afirmó la canciller.

Sosa describió en el aeropuerto de Viru Viru, departamento de Santa Cruz, que el envío incluyó un total de 70 toneladas.

El paquete de ayuda cosiste en arroz, fideo, harina, leche en polvo y azúcar, además de insumos médicos, que suman un valor de alrededor 6 millones de bolivianos (unos 857 mil dólares).

“Esperamos que el esfuerzo del pueblo y del Gobierno de Bolivia, como parte de la solidaridad entre nuestros países, contribuya de manera paulatina a la recuperación de los afectados por los incendios en la República de Chile”, expresó.

Por su parte, el ministro de Defensa, Edmundo Novillo, enfatizó en que los chilenos no están solos, y que Bolivia demuestra su hermandad con el envío de la ayuda humanitaria.

Con más de 130 muertos y unas 15 mil viviendas afectadas por las llamas, se trata de la peor tragedia sufrida en el país luego del terremoto del 27 de febrero de 2010.

Las llamas se extendieron por sectores del municipio de Viña del Mar, así como por Quilpué, Villa Alemana, Limache y Achupallas, todas ubicadas en la Región de Valparaíso, en el centro-sur de Chile.

Según reportó Prensa Latina desde el escenario de los hechos, Achupallas se extiende sobre la meseta de El Gallo, en la parte alta de Viña del Mar, y en la década de 1950 empezaron a construirse allí barrios obreros.

En los años 1990, comenzaron a proliferar en la zona las llamadas tomas de terreno o asentamientos humanos precarios en las laderas de los cerros, donde se instalaron familias pobres sin capacidad para pagar arriendos.

Los también llamados campamentos carecen de servicios básicos y se caracterizan por tener pocos accesos, calles muy estrechas, caminos y a veces solo escaleras para trasladarse de un sitio a otro.

Por eso muchas víctimas no lograron escapar del fuego, que también se ensañó con las partes urbanizadas donde había viviendas de construcción sólida.

El ministro chileno de Hacienda, Mario Marcel, sostuvo este sábado que los daños causados por los recientes incendios en Valparaíso superan el conjunto de las pérdidas ocasionadas por los desastres ocurridos en el país en 2023.

rgh/jpm

MINUTO A MINUTO
relacionadas
EDICIONES PRENSA LATINA