martes 5 de marzo de 2024
Search
Close this search box.

Realidades e incertidumbres en elecciones en El Salvador

San Salvador, 13 feb (Prensa Latina) A casi 10 días de efectuadas las elecciones presidenciales en El Salvador, lo único cierto hoy es que el presidente Nayib Bukele ganó con el 84.7 por ciento de los votos válidos, según escrutinio final.

A partir de ahí, todo es incertidumbre, quejas de partidos políticos, recriminaciones en el seno del Tribunal Supremo Electoral (TSE), alegaciones de fraude en las elecciones legislativas, todo un “berenjenal” del que no se aprecia cómo salir.

A las críticas de los institutos políticos, se unen observaciones de veedores de los comicios como el embajador británico en El Salvador, David Lelliot, quien en declaraciones a medios de prensa aseguró que no vio condiciones buenas en el escrutinio definitivo de la elección legislativa que inició el domingo 11 de febrero.

“Tengo que decir, las condiciones no me parecieron tan aptas como la semana pasada o en las elecciones anteriores”, dijo.

Lelliot fue consultado sobre su evaluación del papel del TSE y dijo que no se metería en ese asunto. “No me voy a meter en eso, estoy aquí para observar”, indicó.

Hasta ahora, el órgano rector de los comicios que, según críticos fue “ninguneado” por autoridades gubernamentales y el partido Nuevas Ideas, es presuntamente el culpable de todos los errores y problemas que enfrenta el proceso electivo.

Hoy a las criticas en la lentitud con la que avanza el conteo de las actas y votos en el Gimnasio Nacional José Adolfo Pineda, para conocer quiénes serán los 60 diputados elegidos para conformar la nueva Asamblea Legislativa, se suman pedidos de agrupaciones políticas de aplazar las elecciones municipales y del Parlamento Centroamericano (Parlacen) del 3 de marzo.

La víspera el presidente de Fuerza Solidaria, Rigoberto Soto, dijo que durante la reunión del Tribunal Supremo Electoral (TSE) y los partidos, él fue el único que propuso postergar esas elecciones, aunque ya existían adelantos de la Alianza Republicana Nacionalista (Arena) y otros institutos aireando mensajes en esa dirección.

“Llevamos dos días y ni siquiera se ha procesado dos departamentos, ¿cómo el Tribunal va a estar poniendo orden a nivel nacional para la campaña municipal y de Parlamento si están acá metidos? No hay condiciones para la elección del 3 de marzo”, señaló la víspera al respaldar la idea del presidente de Arena, Carlos García Saade.

Otras voces como la de Wendy Alfaro, de Vamos, se sumaron a la solicitud de aplazar las elecciones por “todo este relajo y que el sistema les siga fallando”.

Al respecto, el secretario general del Frente Farabundo Martí para la Liberación Nacional (FMLN) Oscar Ortiz, opinó que el propósito de las irregularidades y fallas en el escrutinio final de las elecciones legislativas es que no haya elecciones municipales.

Cuando está cerca el 3 de marzo para volver a las urnas por las municipales y el Parlacen, el escrutinio de las elecciones legislativas presenta problemas, aun en el actual proceso de conteo, para acentuar la incertidumbre.

“El propósito es que no haya elecciones municipales, el propósito es que no haya campaña municipal, el propósito es que no se conozcan a los candidatos y, a este ritmo, vamos a llegar al 29 de este mes y el 3 de marzo son ya las elecciones”, sostuvo Ortiz.

El Tribunal es un desastre, está sometido al gobierno, ha dejado de tomar decisiones, ha abandonado sus competencias… ¿Cómo se pueden validar datos de manera decente?, ¿por qué están bloqueando todo?, ¿por qué siguen bloqueando y saboteando un proceso que debió ya estar concluido?, reiteró.

mem/lb

MINUTO A MINUTO
relacionadas
EDICIONES PRENSA LATINA