martes 16 de abril de 2024
Search
Close this search box.

Vacante de congresista de EEUU expulsado a eleccción en Nueva York

Washington, 13 feb (Prensa Latina) La vacante que dejó George Santos tras su expulsión del Congreso de Estados Unidos irá hoy a una elección especial en el distrito del exrepresentante republicano, cuyos resultados podrían marcar el pulso político anticipado de noviembre.

Los candidatos que se disputan el escaño son el demócrata Tom Suozzi, quien va ligeramente por delante de su oponente, la republicana Mazi Pilip, según los resultados de las últimas encuestas.

Para los observadores, la contienda de este martes tendría implicaciones nacionales en el Capitolio, pues el objetivo de los demócratas es recuperar al menos cinco escaños de la Cámara de Representantes en Nueva York el próximo 5 de noviembre y lo que allí suceda daría un indicador temprano de esas posibilidades.

Al llamar a la jornada electoral para este 13 de febrero, la gobernadora de Nueva York, Kathy Hochul, dijo que como autoridad su responsabilidad solemne era «convocar elecciones especiales para garantizar que los votantes de Long Island y Queens tengan nuevamente representación en el Congreso».

Suozzi representó el tercer distrito congresional del estado de 2017 a 2023, pero dejó la butaca en 2022 (lo conquistó Santos) cuando se postuló para gobernador de Nueva York, pero perdió frente a Hochul.

Mientras Pilip, nació en Etiopía y emigró a Israel de niña, allá sirvió en el ejército. Estuvo registrada como demócrata durante más de una década, pero cambió de casaca a republicana en 2021 y resultó elegida como legisladora del condado de Nassau.

La Cámara Baja defenestró a Santos el pasado 1 de diciembre tras una votación -la tercera en seis meses- que puso fin al tumultuoso mandato del republicano en Washington.

El entonces congresista de origen latino fue humillantemente sacado de su puesto, en el que apenas lleva un año, luego del demoledor informe del Comité de Ética de ese órgano del legislativo.

De acuerdo con el reporte del panel, Santos “robó descaradamente de su campaña”, utilizando fondos oficiales para viajes a Atlantic City y Las Vegas, así como para bótox y otros procedimientos cosméticos.

El político, de 35 años, había sobrevivido a otros dos intentos de expulsión a principios de 2023.

En septiembre, fue acusado de 10 cargos, entre ellos robar las identidades y la información financiera de los contribuyentes a su campaña y cargar sus tarjetas de crédito varias veces sin autorización.

Pero en mayo del propio año fue imputado de 13 cargos (en total 23) por supuesto fraude, lavado de dinero, robo de fondos públicos y falso testimonio, por citar algunos. Casi hasta el instante de su expulsión se declaró inocente y hablaba incluso de la reelección en este 2024.

Sin embargo, pasó a la historia como el sexto miembro de la Cámara de Representantes en ser derrocado.

lam/dfm

MINUTO A MINUTO
relacionadas
EDICIONES PRENSA LATINA